sábado, 16 de julio de 2011

Nuevos horizontes

A veces tenemos la suerte de conseguir una vieja joya como este baúl y nos aventuramos en la tarea de integrarla en nuestra decoración.


 Debemos pensar que es una  larga tarea  y de mucha paciencia, pero que no tiene complicación.  Primero daremos una limpieza exterior al mueble con  productos adecuados, dependiendo del material del mismo. El interior, que normalmente está forrado de papel, muchas veces en mal estado, es necesario levantarlo, para lo cual lo humedeceremos y lo levantaremos con una espátula. Una vez limpio es buena ocasión para darle un tratamiento contra los xilófagos. Entonces ya podemos decorarlo a nuestro gusto y darle un nuevo uso





2 comentarios:

  1. vaya cambio!!!....te quedó precioso...cómo que tiene pinta de querer llenarse de ropajes y largarse hacer las américas....

    ResponderEliminar
  2. Un trabajo fantástico Irene. Te animo a seguir con el blog, si quieres visitarme estoy en http://muyclara.blogspot.com.es/, allí encontraras (ademas de mis cositas) muchas mas blogueras que reciclan, restauran, hacen manualidades y comparten sus trabajos.
    Anímate!, espero verte por allí.
    Un arazo

    ResponderEliminar